El poder de la marca personal de Paolo Guerrero

5600

Paolo Guerrero, el jugador peruano más conocido en estos últimos años, no solo por el desempeño que ha tenido jugando en la selección peruana. Además, a diferencia de sus otros colegas, Guerrero se ha sabido crear una imagen positiva entre los peruanos.

Sin embargo, no ha pasado por un buen momento en su carrera, debido al resultado analítico adverso que dio la Federación Peruana de Fútbol tras el examen antidoping que se le realizó para jugar ante Argentina. Lamentablemente, este hecho le costó la suspensión por un tiempo prolongado, lo que significó su ausencia en el partido de repechaje contra Nueva Zelanda.

¿Qué relación tiene el tema de Paolo Guerrero con el marketing? 

Es simple, “El Depredador” es el claro ejemplo del verdadero marketing y del poder que este tiene.

La clave: Branding personal constante

Guerrero ha construido una imagen personal basada en valores, disciplina y resultados deportivos exitosos, generando el respeto y la admiración de todos los peruanos. Esta estrategia es la piedra angular de todo el caso Guerrero y te diremos por qué.

  • Fieles seguidores:

A pesar de la situación, aún no esclarecida en su totalidad, de suspensión para los próximos partidos más importantes que vive el país en cuanto a deporte, Paolo ha provocado la sensibilización y el apoyo de los hinchas. Algo que se ha construido con el paso de los años y  que demuestra que no es improvisado. Coherencia entre lo que se dice y lo que se hace.

  • Reputación e imagen personal:

El trabajo de la imagen personal del Depredador no sólo afecta a los hinchas del jugador sino que también afecta a las marcas auspiciadoras. Según una información de la agencia Toque Fino, Paolo cobra 70 mil dólares, pero se han visto casos en los que ha cobrado casi 350 mil dólares por prestar su imagen a una marca. Las principales empresas que han contado con el jugador estrella son Nike, Oreo, Powerade, Milo y PetroPerú, entre otras.

  • Interacción digital y posicionamiento de marca:

Como era de esperarse, las redes sociales explotaron por el tema en segundos. Desde que se corrió el rumor a una cadena de noticias, WhatsApp fue el primer medio por el cual las personas se enteraron, pero como es común que se expandan mentiras preparadas para alarmar a la gente, quedaba una gran duda.

Luego, aparecieron las primeras evidencias de medios reales en Twitter y Facebook, y la respuesta del público no se dejó esperar. El apoyo de todos se presenció fuertemente con los hashtags #PaoloGuerrero, #YoCreoEnTiPaolo y #FuerzaCapitán, entre otros similares. Esto quiere decir que la marca del Depredador es tan fuerte y consistente para los peruanos, que el apoyo es intrínseco.

Sin duda, Paolo Guerrero es la viva imagen de que una marca bien posicionada y con el trabajo de un profundo personal branding pueden hacer la diferencia en casos de crisis. Fallecer por la avalancha de críticas o sobrevivir con el apoyo de la gente.

Fuente: La Pandemia

Comentarios